martes, 6 de diciembre de 2016

NASA creará submarinos que exploren los océanos de las lunas

NASA creará submarinos que exploren los océanos de las lunas
CIENCIA 11 AGO 2016 - 3:50 PM
La NASA planea el proyecto para 2040
Científicos de la agencia espacial enviarán una misión para explorar las aguas de lagos y océanos en las lunas de Saturno y Júpiter.

Por: Redacción Ciencia
246 COMPARTIDO
INSERTAR
Contrario a nuestros océanos, el metano líquido de Titán, luna de Saturno, hace que su temperatura sea de -180 °C. / NASA


Uno de los grandes avances para la astronomía en los últimos tiempos es el descubrimiento de lagos y océanos en las lunas de Saturno y Júpiter. Lo más sorprendente es que algunas de esas aguas podrían albergar vida. Sin embargo, es muy poco lo que se sabe sobre lo que existe en esas profundidades y la única manera de develar los misterios de ese mundo acuático sería a través de submarinos espaciales.
La NASA destinó medio millón de dólares para explorar la posibilidad de enviar submarinos a Titán, luna de Saturno, y para explorar las sub-superficies de Europa, luna de Júpiter.
De Titán se sabe que tiene un océano más grande que el mar Caspio de la Tierra. Con un área de 400.000 kilómetros cuadrados, se estima que Kraken Mare es el cuerpo de agua más grande de esa luna, pero la evidencia muestra que no está lleno de agua, sino que se trata de un gran lago de metano, etano y nitrógeno.
Por lo tanto, el diseño de un submarino para este océano sería muy parecido a lo que utilizamos en nuestro planeta, que puede caber en un vehículo de lanzamiento. El problema radica en su funcionamiento una vez esté en Titán.
La mayoría de las misiones en el espacio operan de forma autónoma, y para el caso de un submarino no sería distinto. No obstante, debido a que las señales de microondas y de radio son absorbidas con facilidad por los océanos, tendría que salir a la superficie varias veces para enviar señales a la Tierra. Otra gran cuestión a resolver serían las fuentes de energía, pues no servirían los paneles solares que actualmente utilizan las sondas.
Contrario a nuestros océanos, el metano líquido de Titán hace que su temperatura sea de -180ºC y que tenga la mitad de densidad del agua. Por eso, los submarinos que se vayan a sumergir a 150 metros en los océanos de Titán no necesitarán someterse a la misma presión de la Tierra. Los expertos aseguran que tal vez lo más difícil de esta misión será controlar la temperatura dentro del submarino.
Si la misión a Titán resulta complicada, Europa es aún peor. Su océano, de agua salada, está cubierto por una costra de hielo de muchos kilómetros de espesor. Entonces, para sumergir un submarino se requeriría de crio-bots, unas piezas robóticas capaces de penetrar el hielo derritiéndolo y dejando que la gravedad empuje hacia adentro al robot. De esta manera, con la cantidad de energía disponible en la mayoría de las naves espaciales, le llevaría ocho años a un crio-bot atravesar la capa de hielo de Europa.
Ciertamente, hay grandes obstáculos por delante, pero la NASA parece estar muy comprometida a superarlos para enviar esta misión en el 2040.

Publicar un comentario