lunes, 27 de febrero de 2017

NOTICIAS ASTRONÓMICAS 27-02-17





Posted: 22 Feb 2017 11:18 AM PST
















Esta ilustración muestra la vista desde la superficie de uno de los planetas del sistema  TRAPPIST-1. Al menos siete planetas orbitan esta estrella enana ultrafría a 40 años luz de la Tierra y todos tienen, aproximadamente, el mismo tamaño que la Tierra. Se encuentran a la distancia adecuada de su estrella para que varios de ellos alberguen agua líquida en sus superficies.Crédito:ESO/N. Bartmann/spaceengine.org
Los astrónomos han descubierto un sistema de siete planetas del tamaño de la Tierra a sólo 40 años luz de distancia. Estos nuevos mundos orbitan en torno a la estrella enana ultrafría TRAPPIST-1. Según el artículo que aparece hoy en la revista Nature, tres de los planetas se encuentran en la zona habitable y podrían albergar océanos de agua en sus superficies, aumentando la posibilidad de que el sistema pudiese acoger vida.
Este rico sistema es hasta la fecha el que más planetas de tamaño terrestre posee y el que más mundos tiene en su zona de habitabilidad.
Los científicos detectaron estos mundos mediante la técnica de los tránsitos planetarios, es decir, encontraron variaciones en la luz de la estrella provocadas por los planetas cuando cruzan por delante del disco de su estrella. Analizando estas variaciones, se logró obtener información acerca del tamaño, la masa y las composiciones de los exoplanetas.



Este diagrama muestra el brillo cambiante de la estrella enana ultrafría TRAPPIST-1 durante un período de 20 días en septiembre y octubre de 2016 según lo medido por el telescopio espacial Spitzer de la NASA y muchos otros telescopios terrestres. En muchas ocasiones el brillo de la estrella decae durante un corto período y luego vuelve a la normalidad. Estos acontecimientos, llamados tránsitos, obedecen al paso de uno o más de los siete planetas por delante de la estrella: al pasar delante de la misma bloquean parte de su luz.La parte inferior del diagrama muestra cuáles de los planetas del sistema son responsables de los tránsitos.Crédito:ESO/M. Gillon et al.
El autor principal, Michaël Gillon, del Instituto STAR en la Universidad de Lieja (Bélgica) comenta: "Se trata de un sistema planetario sorprendente, no sólo porque hayamos encontrado tantos planetas, ¡sino porque son todos asombrosamente similares en tamaño a la Tierra!".
Con tan solo el 8% la masa del Sol, TRAPPIST-1 es muy pequeña en términos estelares (solo un poco más grande que el planeta Júpiter) y, aunque se encuentra relativamente cerca de nosotros, en la constelación de Acuario, es muy débil. Los astrónomos esperaban que este tipo de estrellas enanas pudieran albergar muchos planetas del tamaño de la Tierra en órbitas apretadas, convirtiéndolas en objetivos prometedores para la búsqueda de vida extraterrestre, pero TRAPPIST-1 es el primer sistema de este tipo descubierto.



Este esquema compara los tamaños de los planetas descubiertos recientemente alrededor de la débil estrella roja TRAPPIST-1 con las lunas galileanas de Júpiter y el interior del Sistema Solar. Todos los planetas encontrados alrededor de TRAPPIST-1 son de tamaño similar a la Tierra.Crédito:ESO/O. Furtak

El coautor Amaury Triaud añade: "La emisión de energía de estrellas enanas como TRAPPIST-1 es mucho más débil que la de nuestro Sol. Para que hubiera agua en sus superficies los planetas tendrían que estar en órbitas mucho más cercanas que las que podemos ver en el Sistema Solar. Afortunadamente, parece que este tipo de configuración compacta ¡es lo que estamos viendo alrededor de TRAPPIST-1!".
El equipo determinó que todos los planetas del sistema son similares en tamaño a la Tierra y a Venus, o un poco más pequeños. Las mediciones de densidad sugieren que, al menos, los seis planetas de la zona más interna son probablemente rocosos en su composición.
Las órbitas planetarias no son mucho más grandes que las del sistema galileano de lunas de Júpiter y mucho más pequeñas que la órbita de Mercurio en el Sistema Solar. Sin embargo, el pequeño tamaño de TRAPPIST-1 y su baja temperatura significan que la energía que proporciona a sus planetas es similar a la recibida por los planetas interiores de nuestro Sistema Solar; TRAPPIST-1c, d y f reciben cantidades similares de energía que Venus, la Tierra y Marte, respectivamente.



Este esquema compara las órbitas de los planetas recién descubiertos alrededor de la débil estrella roja TRAPPIST-1 con las lunas galileanas de Júpiter y el interior del Sistema Solar. Todos los planetas encontrados alrededor de TRAPPIST-1 orbitan mucho más cerca de su estrella que Mercurio del Sol, pero como su estrella es mucho más débil, están expuestos a niveles de radiación similares a los de Venus, la Tierra y Marte en el Sistema Solar.Crédito:ESO/O. Furtak
Los siete planetas descubiertos en el sistema podrían, potencialmente, tener agua líquida en sus superficies, aunque sus distancias orbitales hacen que esto sean más probable en algunos de los candidatos que en otros. Los modelos climáticos sugieren que los planetas más interiores, TRAPPIST-1b, c y d, son probablemente demasiado calientes para albergar agua líquida, excepto tal vez en una pequeña fracción de sus superficies. La distancia orbital del planeta más externo del sistema, TRAPPIST-1h, no se ha confirmado, aunque es probable que sea demasiado distante y frío para albergar agua líquida — suponiendo que no esté teniendo lugar ningún proceso de calentamiento alternativo.  TRAPPIST-1e, f y g, sin embargo, representan el santo grial para los astrónomos cazadores de planetas, ya que orbitan en la zona habitable de la estrella y  podrían albergar océanos de agua en sus superficies.
Estos nuevos descubrimientos hacen del sistema de TRAPPIST-1 un objetivo muy importante para futuros estudios. El Telecopio Espacial Hubble de NASA/ESA ya está siendo utilizado para buscar atmósferas alrededor de los planetas y el miembro del equipo, Emmanuël Jehin, está entusiasmado con las futuras posibilidades: "Con la próxima generación de telescopios como el E-ELT (European Extremely Large Telescope de ESO), y el telescopio espacial JWST (NASA/ESA/CSA James Webb Space Telescope) pronto podremos buscar agua e incluso pruebas de vida en estos mundos".

Fuente: ESO
Posted: 22 Feb 2017 08:31 AM PST
A modo de aperitivo para la rueda de prensa de la NASA que empieza dentro de hora y media, os recomiendo leer esta noticia publicada por el ESO el 2 de mayo de 2016.


Impresión artística de la estrella enana ultrafría TRAPPIST-1. Crédito: ESO
Astrónomos usando el telescopio TRAPPIST del observatorio de La Silla (ESO) han descubierto tres planetas orbitando una estrella enana ultrafría a 40 años luz de la Tierra. Estos mundos tienen tamaños y temperaturas similares a las de Venus y la Tierra y son buenos objetivos para buscar vida fuera del Sistema Solar. Son los primeros planetas descubiertos alrededor de una estrella tan débil y pequeña. Los nuevos resultados fueron publicados en Nature el 2 de mayo de 2016.
Un equipo de astrónomos liderados por Michaël Gillon, del Institut d’Astrophysique et Géophysique at the University of Liège (Bélgica), han usado el telescopio Belga TRAPPIST para observar la estrella 2MASS J23062928-0502285, ahora también conocida como TRAPPIST-1. Han encontrado que en esta pequeña y fría estrella había débiles y regulares caídas de brillos a intervalos regulares, indicando que varios objetos estaban pasando entre la estrella y la Tierra. Un análisis detallado mostró que había tres planetas con tamaños similares a la Tierra.
TRAPPIST-1 es una estrella enana ultrafría -es mucho más fría y roja que el Sol y poco mayor que Júpiter-. Estas estrellas son muy comunes en la Vía Láctea y tienen vidas muy largas, pero es la primera vez que se encuentran planetas alrededor de una de ellas. A pesar de estar tan cerca de la Tierra, esta estrella es tan pequeña y roja que no se puede ver a simple vista, y visualmente requiere telescopios de amateur grandes. Está en la constelación de Acuario.



Impresión artística de la estrella enana ultrafría TRAPPIST-1 desde cerca de uno de sus planetas. Crédito: ESO
Emmanuël Jehin, uno de los coautores del nuevo estudio, indica "La existencia de tales 'mundos rojos' orbitando estrellas enanas ultrafrías era puramente teórica, pero ahora tenemos no sólo un planeta alrededor de una débil estrella roja, sino ¡un sistema completo de tres planetas!".
Michaël Gillon, autor líder del paper que presenta el descubrimiento, explica la importancia de los nuevos hallazgos: "¿Por qué estamos intentando detectar planetas similares a la Tierra alrededor de estrellas más pequeñas y más frías en el vecindario solar? La razón es simple: los sistemas alrededor de estas pequeñas estrellas son los únicos lugares donde podemos detectar vida en un exoplaneta de tamaño similar a la Tierra con nuestra tecnología actual. Por lo tanto si queremos buscar vida en el Universo, aquí es donde deberíamos empezar a mirar".
Los astrónomos buscarán signos de vida estudiando el efecto que la atmósfera de un planeta en tránsito tenga en la luz que recibimos en la Tierra. Para planetas del tamaño de la Tierra que orbitan la mayoría de las estrellas es un minúsculo efecto en el brillo de la luz estelar. Sólo en el caso de débiles estrellas enanas y rojas ultra-frías -como TRAPPIST-1- este efecto es lo suficientemente importante para ser detectado.
Observaciones posteriores con mayores telescopios, incluyendo el instrumento HAWK-I en el Very Large Telescope (ESO, Chile), han mostrado que los planetas que orbitan TRAPPIST-1 tienen tamaños muy similares al de la Tierra. Dos de los planetas tiene periodos orbitales de cerca de 1,5 días y 2,4 días respectivamente, y el tercero tiene un periodo, aún con mucha incertidumbre, en el rango de los 4,5 a los 73 días.
Según Michaël Gillon "Con tales breves periodos orbitales, los planetas están entre 20 y 100 veces más cerca de sus estrellas de lo que está la Tierra del Sol. La estructura de este sistema planetario es mucho más similar en escala al sistema de Júpiter con sus lunas que al del sistema Solar".
Aunque orbitan muy cerca de su estrella, los dos planetas interiores únicamente reciben cuatro y dos veces respectivamente la cantidad de radiación recibida por la Tierra, debido a que su estrella es mucho más débil que el Sol. Esto hace que estén más cerca de la estrella que la zona de habitabilidad del sistema, aunque es aún posible que posean regiones habitables en sus superficies. El tercero, el exterior, tiene una órbita aún sin determinar con precisión, pero probablemente recibe menos radiación que la Tierra, pero podría ser suficiente para estar en la zona habitable.
Tal y como señaló Julien de Wit, coautor del paper, "Gracias a varios telescopios gigantes actualmente en construcción, incluyendo el E-ELT del ESO y el James Webb Space Telescope de NASA/ESA/CSA a ser lanzado en 2018, pronto podremos ser capaces de estudiar la composición atmosférica de estos planetas y explorarlos, primero buscando agua, y luego trazas de actividad biológica. Esto es un paso enorme en la búsqueda de vida en el Universo".
Este trabajo abre una nueva dirección en la búsqueda de exoplanetas, dado que el 15% de las estrellas cercanas al Sol son estrellas enanas ultra-frías, y también sirve para destacar que el búsqueda de exoplanetas ahora ha entrado en el dominio de "primos" de la Tierra potencialmente habitables. El estudio TRAPPIST es un prototipo de un proyecto más ambicioso llamado SPECULOOS que será instalado en el Observatorio Paranal del ESO.
Posted: 22 Feb 2017 03:09 AM PST



Crédito: NASA
La NASA ha organizado una rueda de prensa a las 1 p.m. EST (o 19:00 h peninsular) de hoy miércoles para presentar un nuevo hallazgo sobre exoplanetas. Aunque la noticia ya ha sido filtrada en Internet (muy interesante, por cierto), voy a respetar la voluntad de la NASA y no publicaré nada sobre la misma hasta la hora del anuncio.
Los científicos han creado el hashtag #askNASA para que todos aquellos que tengan dudas de lo que estén exponiendo, les pregunten lo que quieran.
Los participantes de la rueda de prensa son: Thomas Zurbuchen, Michael Gillon, Sean Carey, Nikole Lewis, y  Sara Seager.
Podéis ver el streaming de la NASA TV, en el siguiente enlace: http://www.nasa.gov/nasatv
Posted: 21 Feb 2017 05:36 AM PST
En este enlace podéis descargar el libro Más Allá de Las Estrellas: Fotografía nocturna y Astrofotografía en la Región de Coquimbo. En él, el autor, Manuel Paredes, nos relata sus experiencias realizando fotografías del cielo en la región de Coquimbo.



Publicar un comentario